jueves, 20 de abril de 2017

Buenas sensaciones para el piloto ruteño Francisco Jiménez para afrontar la cita de montaña de Ubrique a Benaocaz

Las exigentes rampas que llevan de Ubrique a Benaocaz serán el escenario, este fin de semana, de la segunda prueba puntuable para el Campeonato de España de Montaña del 2017. La competición gaditana es una de las grandes clásicas del certamen, y para su vigésimo segunda edición cuenta con más de un centenar de inscritos, entre los que está Francisco Jiménez en la que será su segunda participación al volante del Mitsubishi EVO X.
El piloto ruteño estrenó de forma muy positiva su nueva montura en la primera cita del nacional, la Subida de Estepona. Pese a los lógicos problemas de juventud de una unidad recién montada y que no había recorrido ni un solo kilómetro de competición antes de la subida malagueña, Jiménez logró la segunda plaza en el grupo N y, sobre todo, mostró una notable progresión en sus cronos a lo largo del fin de semana. Las buenas sensaciones que le transmitió el Mitsubishi EVO X patrocinado por
Cruz, Indusmetal Torres,Proquisur, la Diputación de Córdoba y el Ayuntamiento de Rute, hacen que el piloto ruteño afronte con optimismo la subida de Ubrique, con la lucha por la victoria en grupo N como principal objetivo.