Directo desde Encinas Reales

lunes, 8 de septiembre de 2014

La terminación de la carretera de Encinas Reales y el empleo, entre los retos que el alcalde ruteño se marca para el final de la legislatura

Comienza el curso político y el alcalde ruteño, Antonio Ruiz, se ha marcado como retos para los próximos meses, el mantenimiento de la escuela municipal de música y danza, la mejora del firme de calles como Juan Carlos I o parte de la calle Fresno, la remodelación de los semáforos o del parque infantil del paseo de Nuestra Señora del Carmen. Ruiz también ha mostrado su empeño en que se finalicen las obras de la carretera de Encinas Reales. Ha asegurado que la Junta destinará una partida para los presupuestos 2015, para que el arreglo de la carretera comience a primeros del año que viene.
Y ante el final de esta legislatura, a la que le quedan nueve meses, el alcalde ha calificado su mandato de “cooperativo” con la oposición. “El tiempo ha pasado rapidísimo, quizás por la intensidad del trabajo”, ha reconocido el alcalde. Legislatura marcada por la crisis tanto general como la del Ayuntamiento. En este sentido, han sido prioritarias en su mandato, ha dicho el regidor ruteño, las políticas sociales y el empleo. Este año, entre el Profea y otros programas solicitados a la Diputación o a la Junta, el Ayuntamiento va a realizar 550 contratos, que son “550 familias que reciben ayuda en unos tiempos tan difíciles”, según el alcalde.
Ruiz ha mostrado un informe del interventor municipal en el que se cifra en 7.168 euros menos al mes, la inversión actual de la Diputación en Rute, comparado con la etapa en la que el propio Ruiz fue portavoz en la institución provincial. Este desfase “se puede mejorar acabando la piscina municipal”, ha dicho el alcalde, que ha cifrado en 300.000 euros la inversión necesaria para finalizar esta infraestructura.