Directo desde Encinas Reales

miércoles, 11 de diciembre de 2013

La campaña navideña supone una auténtica inyección anticrisis para Rute


Co este puente festivo de la Constitución y la Inmaculada, Rute ha afrontado los días en que la localidad recibe más visitantes. “Entramos en la recta final de la campaña de Navidad y somos muy optimistas en cuanto a las cifras de turismo que vamos ha recibir este año, creo que vamos a superar las 70.000 visitas de la temporada anterior”, explica la concejala de Turismo, Mariló Peláez, que estima en más de 15.000 personas las que pasarán por Rute durante el puente festivo. Para el Ayuntamiento es crucial la promoción, “acudiendo a ferias y acciones turísticas, porque queremos estar al lado de nuestros empresarios, que con su iniciativa y la calidad de sus productos agroalimentarios nos han convertido en el pueblo de la Navidad”, confiesa el alcalde ruteño, Antonio Ruiz, quien reconoce la importancia de los meses de octubre a diciembre para el empleo en Rute, “donde nos situamos por debajo del 14 por ciento de paro, y eso en estas fechas de profunda crisis hay que valorarlo”.

Y es que además de las contrataciones que se realizan para la campaña por parte de los tres obradores de polvorones y dulces de Navidad y las cuatro destilerías, así como las empresas locales de chacinas y embutidos, se suma el empleo que se genera en la hostelería y el comercio, así como los numerosos puestos de alimentación y artesanía, que han proliferado en los últimos años en torno a los museos ruteños. Una red museística que ha ido creciendo hasta conformar todo un circuito alrededor de los productos agroalimentarios, y además renovando cada temporada. Así, el Museo del Anís ha recreado un rincón como patio de carros, el Museo de la Chacina se ha atrevido con el salchichón más gordo del mundo, de 280 kilos de peso, ambos en el paseo del Fresno, donde también se concentran el Museo del Jamón y las destilerías Machaquito y Raza. En otro punto de la localidad se expone Lola Flores en azúcar, que es la novedad del Museo del Azúcar, y en la entrada a Rute por la carretera de Lucena se encuentra el Museo del Turrón, que rinde homenaje a Nueva York y el Belén de Chocolate que está dedicado a los monumentos de la provincia de Jaén.